Novedades

Renault Kwid es el auto más barato en México ¿vale la pena comprarlo?

Te contamos las ventajas y desventajas de la versión Intens.

Renault Kwid es el auto más barato en México ¿vale la pena comprarlo?

Si estás pensando en adquirir un automóvil y tu decisión recae en la compra de un cero kilómetros, pero no cuentas con mucho dinero, es casi seguro que tu opción se encuentre en el segmento de los subcompactos de entrada, los cuales tradicionalmente son muy pequeños y muy ahorradores, pero “pelones” en el tema de equipamiento, y ni que decir de seguridad. No son modelos pasionales, pero cumplen el objetivo básico de traslado que es su razón de existir.

Ahora, dentro de este segmento resalta el Renault Kwid, que no sólo es el miembro más reciente, sino que además es el automóvil nuevo más accesible que se puede adquirir en el mercado mexicano, más en específico en la versión de entrada Intens, pero… ¿vale la pena? ¿es una compra sensata?

Considerando que su precio es ligeramente inferior a ejemplares como Chevrolet Beat o Fiat Mobi, modelos que además son sus rivales más directos, tenemos que el Kwid Intens ($164,900 pesos) tiene una relación valor-precio que, al menos en papel, luce bastante interesante.

Es así que de serie ya encontramos elementos como aire acondicionado, desempañante de vidrios trasero, equipo de audio con Bluetooth con dos bocinas o espejos de vanidad para el pasajero. Ok, puede que no parezca mucho, pero por ese precio, algunos de sus rivales frontales ni siquiera incluyen estéreo.

Pero sin duda, el punto más fuerte es el apartado se seguridad ya que ya tenemos frenos ABS, cuatro bolsas de aire (frontales y laterales), así como el sistema de anclaje para asientos infantiles ISOFIX. En este sentido, también se agradece el cierre automático de seguros sensibles a la velocidad. No hay que olvidar que según Latin-NCAP obtuvo tres estrellas en sus pruebas de impacto.

Ojo, olvídate de unos interiores coloridos como los usados en la versión Outsider, ya que en realidad en el interior predominan plásticos duros. Otro punto en contra es que Kwid Intens sólo está disponible en dos colores: Blanco glaciar y Gris Estrella. Como en el resto de la gama el ajusto de los espejos laterales es manual y los rines son de acero de 14 pulgadas.

En cuanto al mantenimiento, sorprende que el Kwid tenga un rango que parte de los $629 pesos para el más barato y culmine en los $1,839 pesos para el más costoso. Esto, sólo para efectos comparativos es mucho, pero mucho menor que cualquiera de sus hermanos de gama, y si, es aún menor que sus competidores. Ojo, donde tenemos nuestras dudas es en el precio promedio del seguro, ya que, considerando el tamaño y perfil del auto, en un principio puede parecer un poco elevado.

En el apartado mecánico ya hemos hablado largo y tendido, por lo que te recomendamos echarle un vistazo a nuestra prueba de manejo al Renault Kwid para que conozcas más sobre su desempeño dinámico. Lo que te podemos adelantar es que, según Renault, el tres cilindros de 1.0 litros en combinación a una caja manual de cinco velocidades es capaz de entregar hasta 20.9 kilómetros por litro. Muy  eficiente, pero no el mejor de su clase. En ese sentido, el líder es el Mirage (aunque, también es más costoso). 

Como podrás observar, por sí mismo, el Kwid Intens es un producto bastante redondo que luce como una opción real a tomar en cuenta. Lo único a considerar es que el servicio post venta de Renault no tiene la mejor fama del mercado y que los productos de Renault no envejecen tan bien que digamos.

Esaú Ponce recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos