Novedades

Motor de arranque: ¿Volkswagen Jetta o Nissan Sentra?

Hacía mucho tiempo que la batalla por el dominio del segmento de los sedanes compactos no era tan pareja

Motor de arranque: ¿Volkswagen Jetta o Nissan Sentra?

La venta de los sedanes medianos, que ya habían crecido tanto que incluso en los criterios estadounidenses, que ya eran considerados grandes en algunos casos por rebasar los cinco metros, está a la baja, tanto que todos los fabricantes locales ya mataron los suyos. Pero ese crecimiento ayudó a los hasta hoy llamados compactos, que evolucionaron de tan buena manera, que hacen que sus rivales mayores ya no sean necesarios.

Dentro de esa categoría, en México, dos han estado presentes en la lista de los 10 más vendidos, sea por merecimiento, tradición o simple prestigio y presencia de la marca. Por supuesto que me refiero al Volkswagen Jetta y al Nissan Sentra, que entran en la segunda mitad de este 2020 en una pelea más dura que nunca.

Curiosamente las generaciones anteriores de ambos autos fueron, en mi opinión, las menos afortunadas de su historia. El Jetta era pesado, usaba un ineficiente motor de 5 cilindros o un viejo de 2.0 litros con 115 HP. El Sentra, que al contrario del Jetta nunca cambió la suspensión trasera y se mantuvo con el eje de torsión todo el tiempo, sufría para moverse con 129 HP y las curvas siempre fueron sus peores enemigas.

En 2019 el Jetta ganó una nueva generación. Se subió a la excelente plataforma modular MQB y añadió el motor turbo de 1.4 litros y 150 HP, que sin ser lo más moderno es muy superior a lo antes ofrecido. Hay más espacio y una caja automática convencional de seis cambios, que la marca sabiamente optó por la más robusta y silenciosa Tiptronic en lugar de la más rápida pero menos fiable DSG.

El Jetta, que en sus primeras generaciones, especialmente la cuarta, se transformó en el consentido del mexicano, en el coche que todos querían tener, recuperó con la generación actual parte de su prestigio perdido en la anterior, que en realidad era la quinta generación, ya que el Bora también era un Jetta. Pero aún hay espacio para mejorar, como poner la suspensión trasera independiente que tan bien funciona en el GLI, mejorar los acabados para los que viajan atrás, un lugar que también debería recibir salidas de aire acondicionado y un par de puertos USB.

Volkswagen Jetta vs Nissan Sentra: La pelea por el primer puesto

Si ya no es el auto al que muchos aspiraban a finales de los años 90, el Jetta sigue siendo tan querido como para ocupar el primer lugar en ventas en su clase. Pero el viejo rival se puso las pilas y quiere tomar su lugar.

El nuevo Sentra tiene muy poco que ver con el anterior. La nueva plataforma lo hace sentirse más rígido, con un aplomo que no queda a deber a ningún rival. Muchas de sus antiguas áreas de oportunidad fueron corregidas. La más notable es la suspensión trasera independiente. La caja de cambios sigue siendo CVT, pero su evolución es tan notable como la que vimos en el Versa y además el Sentra ofrece algo que ningún otro rival en su segmento otorga: una versión equipada con caja manual. No es la más equipada, pero la SR da a los clientes lo suficiente como para no obligarlos a la austeridad cuando quieren algo más de control a través de una transmisión estándar. El motor no lo hará ganar arrancones, pero ya se siente mucho más sólido y adecuado que el de su antecesor.

Por último pero no menos importante, el Sentra Exclusive deja que el consumidor pueda tener en sus manos el auto con la mejor seguridad activa -la que está hecha para evitar accidentes- del segmento. De hecho, esa versión es más segura que todos los del segmento superior excepto, bueno, el Altima 2.0 turbo.

No todo es malo en este 2020. Salimos de casi 10 años en los que los más vendidos sedanes compactos del país tenían una oferta mediocre o excesivamente costosa, para entrar en una donde Jetta y Sentra vuelven a ser las opciones inteligentes que un día fueron. El VW con su motor turbo y caja convencional, además de su abolengo de producto deseable, está sentado en la cima de las ventas.

El Sentra, que también tiene tarjeta de visitante frecuente de la lista de los más vendidos, quiere desbancar al alemán y cuenta con armas para ello. Como entusiasta, me pongo a imaginar a este nuevo Sentra con el motor turbo del nuevo Nissan Altima y una buena caja manual, enfrentando al estupendo Volkswagen Jetta GLI. Sería un digno heredero del magnífico Tsuru GSR 2000.

¿Quién gana esa guerra? Por fortuna, nosotros, los consumidores mexicanos, que volvemos a contar con dos muy buenos sedanes en un mundo cada vez más inundado por camionetas.

Sergio Oliveira recomienda

Cuéntanos que opinas