Gadgets

Jaeger-LeCoultre: Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle

Después de una exitosa presentación en el Salón Internacional de la Alta Relojería (SIHH), la marca lanza un reloj que confirma el dominio de la marca en relojes con sonería.

Jaeger-LeCoultre: Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle

El Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle representa la nueva generación en innovación de sonería de Jaeger-LeCoultre. Su movimiento, el calibre automático 950, reúne los dos valores máximos de calidad en la sonería: fuerza y belleza.

Al interior del reloj, un novedoso sistema de timbres vuelve a dar vida al timbre idealizado de los antiguos relojes de bolsillo con sonería, combinándolo con un diseño de caja en constante desarrollo que le confiere un toque de atemporalidad y modernidad.

Para lograr este timbre, el equipo de investigación e innovación de Jaeger-LeCoultre creó una configuración de timbres de una manera poco convencional. En vez de estar dispuestos sobre bobinas superpuestas, los timbres adoptan una altura y un espacio sin precedentes. Dos timbres, soldados en la base, recorren la periferia del movimiento en la misma dirección, haciendo un recorrido casi completo antes de arquearse radicalmente hacia arriba, atravesando toda la altura del movimiento.

Al aumentar al máximo el espacio que ocupa el elemento que crea las vibraciones de sonido, el calibre 950 aumenta su capacidad de transmisión. La proximidad de los timbres a una mayor proporción de la caja es lo que aumenta aún más esta capacidad. Esta nueva combinación optimizada de volumen de sonería y calidad acústica representa un nuevo territorio para los relojes con sonería Jaeger-LeCoultre.

La comodidad del usuario

El calendario perpetuo es una de las complicaciones mecánicas más prácticas y útiles que se pueden incorporar en un reloj. Su capacidad para indicar la información correcta del calendario, teniendo en cuenta la duración variable de los meses, incluso en los años bisiestos, proporciona una comodidad diaria para el usuario, especialmente cuando se combina con un sistema de armado automático que garantiza un mantenimiento escaso si se usa regularmente.

Los calendarios perpetuos de estilo tradicional son en su mayoría manuales, puesto que el prestigio de una gran complicación generalmente exige que el movimiento sea completamente visible para ser admirado.

En el Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle, el rotor de cuerda del calibre 950 se oculta dentro del movimiento (entre el calendario perpetuo y el mecanismo de repetición de minutos) y ofrece una vista completa del mecanismo en el fondo del reloj.

A pesar de las múltiples complicaciones y del sistema de carga automática, el Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle es un reloj compacto, con un diámetro de 43 mm y un grosor de 13,72 mm.

Evolución del diseño

La colección Master Grande Tradition siempre ha sido una plataforma para la Alta Relojería de Jaeger-LeCoultre, al enfatizar el diseño clásico para que los sofisticados mecanismos sean el centro de atención. El Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle logra un nuevo equilibrio para Jaeger-LeCoultre entre destreza técnica y refinamiento estético.

Para el Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle se creó una caja nueva, que consta de más de 80 piezas individuales, terminadas a mano. Las piezas se pulen, se satinan o se pulen con chorro de arena; esta última tarea resulta muy difícil de ejecutar en los segmentos exteriores de un reloj.

El Master Grande Tradition Répétition Minutes Perpétuelle se presenta con dos variantes de dial, un dial neoclásico plateado graneado y un dial guilloché de esmalte azul profundo translúcido realizado a mano en el Atelier des Métiers Rares.

El reloj es el resultado de 149 años de experiencia en relojes con sonería, combinada con un patrimonio de innovaciónes mecánica y artes decorativos en miniatura. Esta novedosa obra maestra encarna el compromiso de La Grande Maison du Sentier de superar las fronteras de la relojería del siglo XXI.

 

Revolution recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos