Lanzamientos

IUSA presenta su línea de vehículos eléctricos e híbridos

Fiel a su tradición, la marca apuesta por la electrificación.

IUSA presenta su línea de vehículos eléctricos e híbridos

Pon atención a tu alrededor y es altamente probable que en tu casa tengas algún producto que porte el emblema de IUSA. Puede ser un cable, un fusible, un soquet, una base para un foco, o incluso es más que probable que tu calentador de agua y el medidor de luz sean de esta marca mexicana que a lo largo de 80 años (recién cumplidos en 2019) se ha especializado en productos y accesorios eléctricos. Cabe destacar que en su existir, también han incurrido en materiales de construcción, energía, iluminación e incluso telecomunicaciones con lo alguna vez fue Iusacell.

Toda esta introducción, se debe a que una de las empresas mexicanas más conocidas, sorprende con el anuncio oficial de que incurre de lleno en el mundo de la industria automotriz y no sólo eso, sino que, además, la marca ya presentó su línea de productos con la que iniciará su nueva aventura. Ojo, fiel a su tradición, la marca apostará por la energía eléctrica.

De hecho, su gama está compuesta de la siguiente manera:

El modelo de entrada es el IIK, cuyo nombre en maya significa aire y se trata un pequeño automóvil 100 por ciento eléctrico impulsado por un motor sincrónico de imán el cual es capaz de generar 40 Kw (54 Hp) y 111 lb-pie de par. La capacidad de batería es de 36.2 kWh y la velocidad máxima es de 100 km/h con una autonomía en condiciones de tráfico real de 330 km. El tiempo de recarga es de 12-16 horas en una toma de corriente estándar, mientras que una rápida es de dos horas. Está basado en el Joylong EM3.

Por otra parte, tenemos al ATL (agua en Nahuatl) una van pequeña con capacidad para trasladar hasta siete pasajeros, que prácticamente luce como una gemela de la recién introducida BAIC M50S, pero a diferencia de esta es propulsada por un sistema eléctrico compuesto por un motor de 40/57 kW, así como por una batería de 41.2 kWh. El tiempo de recarga normal es de siete horas, pero en una toma rápida es de dos. La autonomía es de entre 265 km a 310 kilómetros. En realidad, se trata de una Joylong EM5.

El tercero en discordia es una van conocida como OLIN (movimiento en náhuatl) y que a diferencia de los modelos anteriores se trata de un modelo híbrido de rango extendido (como el Volt) que recuerda fuertemente a la anterior Hiace de Toyota. En este caso todo parece indicar que el proveedor es una empresa llamada Jiangsu Aoxin New Energy Automobile Co.

A decir de la marca, el motor a combustión de 1.5 litros cumple una función de generador eléctrico. IUSA promete un ahorro de combustible de 45% en relación con un modelo convencional. Su principal meta es hacerse un hueco entre los transportistas de servicio público.

Ya entrados en este apartado, también introduce un autobús de transporte público 100% eléctrico el cual recibe el nombre de BALAAM, jaguar en maya y que tiene en la promesa de un bajo costo de mantenimiento (algo inherente a un eléctrico) su principal argumento de venta.

Esta gama de vehículos, que en un principio son importados desde Asia, ya pueden adquirirse en el punto de venta que la marca tiene en su planta ubicada en la Ciudad Industrial del Pastejé, en el Estado de México. Sin embargo, IUSA ya está haciendo las adecuaciones necesarias para empezar su ensamblaje en dicho complejo, así como dar inicio a una red de concesionarios.

Para conocer más sobre los planes de esta firma mexicana, te recomendamos echarle un vistazo a la entrevista que le realizamos a Enrique Lacombe, Director de Movilidad de Grupo IUSA.

Esaú Ponce recomienda

Cuéntanos que opinas