Industria

¿Habrá o no aranceles por parte de Estados Unidos a los productos "Hechos en México"?

A medida que comienzan las reuniones y se avecinan los aranceles estadounidenses, México espera un acuerdo migratorio.

¿Habrá o no aranceles por parte de Estados Unidos a los productos "Hechos en México"?

Luego de la amenaza de Donald Trump de imponer aranceles a los productos “Hechos en México”, el gobierno mexicano podría llegar a un acuerdo con Estados Unidos para resolver la disputa sobre la migración.

Trump ha propuesto aranceles a las importaciones mexicanas para presionar al gobierno de Manuel López Obrador para que actúe contra los migrantes que se dirigen a Estados Unidos, así como a los cárteles de la droga.

Ante este situación el mandatario mexicano, reiteró que cree que se podría llegar a un acuerdo para evitar las tarifas. Por su parte, los funcionarios mexicanos advirtieron que las tarifas de Trump podrían ser contraproducentes.

Específicamente, el ministro de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, dijo que tales aranceles serían devastadores y no impedirían que las oleadas de migrantes centroamericanos crucen la frontera sur de Estados Unidos.

Las tarifas, junto con la decisión de cancelar los programas de ayuda a los países del norte de Centroamérica, podrían tener un efecto contraproducente y no reducirían los flujos migratorios. Igualmente, estos nuevos impuestos podrían causar inestabilidad económica y financiera, reduciendo la capacidad de las autoridades mexicanas para abordar los flujos migratorios y ofrecer alternativas a los migrantes que huyen de Guatemala, El Salvador y Honduras.

Independientemente, si esta amenaza es meramente una estrategia política, la última amenaza de Trump de aranceles afectó aún más a los mercados globales, que ya están bajo presión en medio de una guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Tan solo el índice bursátil de Estados Unidos cayó es debido a que la guerra comercial de múltiples frentes hizo que los inversores se arriesgaran cada vez más y alimentaron las preocupaciones de una recesión.

Luis Hernández recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos