Autos clásicos

¿Los automóviles clásicos son la mejor inversión?

Únicamente en el último año, el valor de los autos clásicos en general ha disminuido en uno por ciento.

¿Los automóviles clásicos son la mejor inversión?

En los últimos años, se ha visto una gran proliferación en la compra de autos clásicos, con la esperanza de venderlos en unos pocos años en una subasta, obteniendo ganancias significativas. Pero, ¿son los vehículos clásicos una verdadera inversión?

Según los consultores de Knight Frank, se espera que los autos clásicos exóticos sigan produciendo mucho dinero; sin embargo, en el caso de los demás clásicos, el tiempo no les viene bien.

Únicamente en el último año, el valor de los autos clásicos en general ha disminuido en un 1 por ciento. No obstante, su valor en los últimos cinco años ha aumentado en un 91 por ciento y en un 288 por ciento en la última década.

En cuanto a las marcas, los datos muestran que los modelos de Mercedes-Benz y Porsche han perdido su valor en -3.7 por ciento y -0.9 por ciento respectivamente. Este no es el caso de Ferrari, que sigue siendo tan popular como siempre, y sus ejemplares aumentan de valor en un promedio del 5.4 por ciento.

Aunque el precio de los autos clásicos está comenzando a disminuir lentamente, las cifras de los últimos cinco años han sido impresionantes. Tan sólo eñ precio del super auto moderno de hoy ha aumentado en un promedio del 200 por ciento en los últimos cinco años. Respecto al aumento de los precios de los autos clásicos de antes de la Segunda Guerra Mundial han aumentado en un 110 por ciento, los modelos de la década de 1950 y 1960 en un 225 por ciento, 1970 en un 200 por ciento, en 1980 en un 190 por ciento y en los super deportivos en un 90 por ciento. Estas cifras se basan en autos producidos en menos de 1,000 unidades.

Tal es el caso del Ferrari 458 Speciale Aperta y el Ferrari F12TDF , automóviles producidos en serie limitada por lo que proporcionan beneficios significativos para los propietarios que deciden venderlos. Tan sólo los automóviles que cuestan menos de 600,000 dólares ($11 millones de pesos mexicanos) son vendidos como automóviles usados por el doble de su precio original.

Luis Hernández recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos