Prueba de Manejo

Jaguar XE 2016 a prueba

Podría ser la pesadilla del M3

Jaguar XE 2016 a prueba

Antecedentes

No todas las historias empiezan de una forma feliz, y este es un claro ejemplo, ya que el modelo XE es un nuevo intento de Jaguar por ingresar al segmento de los sedanes compactos premium, la ocasión anterior fue con aquella ejecución– el X Type- lanzada al mercado en el año 2000 cuando la marca del felino era parte del PAG (Premium Automotive Group) de Ford.

El X Type no tuvo la aceptación esperada, y poco a poco los clientes se dieron cuenta que estaban comprando un Mondeo glorificado, pero que en realidad no ofrecía no estaba a la altura de un verdadero “Jag” y mucho menos en cuanto a desempeño.

Únete a la conversación en Trunk, la primera comunidad automotriz en español.

De cara a la crisis mundial del 2008, Ford Motor Company decide desacérese de todas las marcas premium que poseía, y concentrar sus esfuerzos en marcas generalistas, el comprador fue TATA Motors, un fabricante de la India que se mostró interesado en revivir la marca que fundara Sir William Lyons en 1922.

El Jaguar que hoy nos ocupa es una evolución de aquel malogrado X Type, pero ¡Ojo! ¡Nada tiene que ver el nuevo XE con aquel Mondeo “jaguarizado”!

Se presentó en el Salón de Ginebra de 2014, como modelo 2015 y es obra del genio Ian Callum

Es obra del genio Ian Callum

Precio $ 65,900 Dólares

Características Técnicas y Mecánicas

La versión de prueba lleva la letra S y por lo tanto es la que ofrece la mecánica más poderosa de la gama, se trata de un V6 de 3.0 litros supercargado que entrega 340 hp en el rango de las 6,500 vueltas y genera una fuerza de torque de 332 lb pie a las 4,500 rpm, está asociado a una transmisión automática de ocho cambios.

La suspensión es uno de los grandes atributos, calza llantas de 18 pulgadas (225/45) montadas en rines de aleación de aluminio y el sistema de frenos también es una de las cartas fuertes de la versión S

 V6 de 3.0 litros supercargado que entrega 340 hp en el rango de las 6,500

Las dimensiones son 4,672 mm para la longitud total, 1850 mm de ancho, 1416mm de altura, y una distancia entre ejes de 2835 mm. El peso ronda los 1,665 kilos.

En los rubros de seguridad también cumple a cabalidad ya que ofrece frenos ABS, controles de estabilidad y tracción además bolsas de aire para conductor, pasajero, laterales y de cortina.

Confort

En el interior nos encontramos esa tradicional “flema” inglesa con una combinación de materiales de buena calidad y armonía de colores, las tapicerías de piel en los costados contrastan con alcántara en la parte central de los asientos, los plásticos e insertos metálicos son de óptima calidad, y denotan el nivel del modelo y la versión.

El equipo de audio está firmado por Meridian, con 380 watts y 11 bocinas

El equipo de audio está firmado por Meridian, con 380 watts y 11 bocinas que brinda una experiencia auditiva fenomenal. ¡De lo mejor disponible sin dudarlo!

El sistema de Info-entretenimiento ofrece una pantalla táctil de 8 pulgadas, y navegador – muy complicado de operar por cierto- Tiene la posibilidad de conectar un “Smartphone” mediante Bluetooth, que nos permite manipular las funciones del teléfono y la posibilidad de reproducir las bibliotecas de música almacenadas en MP3 dentro del dispositivo. Aun no ofrece compatibilidad con sistemas Car Play o Android Auto, honestamente creo que a Jaguar le URGE ponerse a trabajar en ese rubro, si bien el cliente promedio de este modelo no creo que sea un “mega geek” amante de la tecnología, no está por demás ofrecer esta compatibilidad de una conexión 2.0 con un teléfono inteligente

Una de las grandes innovaciones de Jaguar es la “perilla” selectora de la caja de cambios, que emerge cuando encendemos el vehículo, hoy esta interesante opción ha sido copiada por vehículos estadounidenses como Ford, con la Explorer, el Fusion o el 200 de Chrysler.

Manejo

El XE S tiene unas buenas cartas credenciales, si bien 340 hp, y una fuerza de torque de más de 330 Lbs nos ofrecen diversión garantizada, si a esos 340 hp le sumamos un súpercargador Eaton de 11.6 psi, la diversión se eleva al cuadrado, ya que las respuestas son rápidas y al hundir el acelerador la velocidad se incrementa casi con la misma rapidez que se dibuja una enorme sonrisa en mi rostro. El 0 a 100 km/h lo hace en menos de 5 segundos, 4.5 para ser exactos. El conductor tiene a su disposición cuatro modos de manejo programables con el sistema jaguar Drive Control, que tiene opciones de manejo completamente Estándar, un modo eficiente llamado ECO, el más deportivo es el Dynamic, y por último tenemos el modo Invierno, que en México jamás se usará…

Al hundir el acelerador la velocidad se incrementa casi con la misma rapidez que se dibuja una enorme sonrisa en mi rostro

Si bien el diseño exterior del XE S no es tan agresivo, su comportamiento puede ser casi como el de un coche de pista y ahora les digo la razón. El esquema de suspensión es sumamente comunicativo y gracias al “Torque Vectoring” aunado al control de estabilidad y tracción hacen que las zonas sinuosas sean un placer al conducir, la fuerza de tracción está en el eje posterior, con la consabida diversión que nos brinda un vehículo con ese tipo de impulsión. El reparto de peso es de 52.6% del peso en el eje delantero y 47.4 atrás, si bien no llega a la perfección de un BMW, o del Mazda MX-5, es bastante equilibrado.

El manejo es neutral y el comportamiento es muy comunicativo, lo que hace un verdadero acontecimiento el llevarlo aprisa. Si este “Jag” tiene facultades para acelerar rápido, también las tiene para detenerse, ya que porta unos inmensos discos en el eje delantero, y otros un poco más pequeños en el eje trasero, en cuanto hago un par de frenadas súbitas para probar la eficacia me viene a la memoria que el primer vehículo en ganar las 24 Horas de Le Mans usando frenos de disco fue precisamente un Jaguar, un C Type en 1953.

Si llevamos a este felino aprisa todo el tiempo resultará muy sediento, pero si no abusamos del pedal de acelerador, los consumos serán bastante decentes (con guardada proporción)

 

Conclusión

Un vehículo de nicho, no es barato y queda por arriba en precios si le comparamos con un C400 o un 340, por lo que no exagero cuando digo que hay muchos competidores alemanes que asechan al felino construido en la planta de Solihull en Inglaterra.

Los fanáticos de la marca lo amarán, y lo atesorarán en sus cocheras sintiéndose orgullosos del producto que intenta borrar de la mente de todo el mundo el malogrado X Type de la era Ford.

 

Jaguar XE-s 2016 a prueba

Alejandro Konstantonis recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos