Automovilismo

Entrevista a Alex Zanardi, un piloto que se ha enfrentado a grandes retos

Después de quedarse sin piernas en un accidente, ha logrado medallas paralímpicas

Entrevista a Alex Zanardi, un piloto que se ha enfrentado a grandes retos

Hace algunos días en el sitio oficial de BMW apareció una entrevista que le hicieran a Alex Zanardi, y nos pareció muy interesante su punto de vista ante situaciones difíciles, y aquí la reproducimos, no sin antes darte una corta reseña de la trayectoria de este piloto italiano que ha militado por casi todas las categorías estelares del automovilismo mundial.

¿Quién es?

Un piloto italiano nacido en Bolonia que inicio en su país natal en karting, y gracias a sus buenos resultados empezó a manejar en monoplazas hasta llegar a equipos de media tabla en la F1 a inicios de 1991 teniendo una trayectoria discreta, en 1996 es fichado por el equipo Ganassi en el serial estadounidense llamado CART (Champ Car Word Series) en donde rápidamente alcanzó la fama por su competitividad y arrojo al volante, una prueba de ello es aquel famoso rebase imposible por fuera en la curva “Corkscrew” de Laguna Seca sobre Bryan Herta para arrebatarle el primer lugar en la última vuelta.

Zanardi fue Campeón de CART en 1997 y 1998 lo que le valió su boleto de regreso a la Fórmula 1 con Williams, pero corrió con la misma suerte que en la primera etapa de su carrera en la máxima categoría

Regresó a CART en el 2001 y mientras disputaba una carrera en Alemania en el recientemente inaugurado EuroSpeedway en Lausitz sufre un accidente grave, cuyas consecuencias fueron la pérdida de ambas piernas, ahí Zanardi casi muere pero una rápida intervención le salva la vida.

El regreso a las pistas

Cualquiera se habría retirado por completo de las pistas, pero Zanardi no, en 2003 regresó a correr coches en el Campeonato Europeo de Turismos, y más tarde en el Campeonato Mundial de Turismos (WTCC) siempre de la mano de BMW.

Los deportes alternos al automovilismo

Zanardi -como el mismo lo cuenta- salió adelante con mucha rehabilitación y habiendo mucho deporte y entrenamiento. Justamente el mismo día de su accidente -el 15 de septiembre-, pero 15 años después en el marco de las Olimpiadas Paralímpicas de Rio en 2016 logra la medalla de oro en la competencia contrarreloj en bicicleta de mano. En total Zanardi ha ganado más medallas en actividades Paralímpicas, una más en Rio 2016 y otras dos en Londres 2012  

Aquí una amena charla en donde el piloto italiano nos cuenta un poco de las adversidades y nos invita a quedarnos en casa.

Alessandro, geográficamente estás en el centro de la crisis del virus en Italia. Primero y principalmente: ¿cómo están tú y tu familia?
Zanardi: “Estamos todos bien. Por supuesto, sentimos las consecuencias de lo que está sucediendo, pero con seguridad nuestros pensamientos y oraciones van a todas las personas y a todas las familias que luchan contra el virus mucho más directamente, en todos los hospitales con todas las personas de apoyo, las enfermeras, los médicos, etc. Sentimos que tenemos mucha suerte. Tenemos una casa, tengo todo mi equipo de entrenamiento aquí, somos saludables, por lo tanto, no estamos sufriendo más de lo que es razonable sentir como tú estás sufriendo."


¿Puedes describir tu vida diaria en este momento?
Zanardi: “Personalmente, como alguien que todavía tiene objetivos deportivos, puedo concentrarme mucho más en mi entrenamiento. Por supuesto, nunca hubiera deseado que sucediera algo como esto, pero siempre hay aspectos diferentes y no todo es siempre negativo, ya que no todo es siempre positivo. Pero para mí, un aspecto positivo es que el teléfono no está sonando mucho, que nadie me está pidiendo que vaya a ningún lado, así que tengo mucho más tiempo para evaluar mis prioridades en el orden que quiero. Me levanto por la mañana y digo: bueno, este es el momento del día en que entrenaré. Así que planifico mi día en torno a mis programas deportivos y, por supuesto, estoy trabajando mucho con la computadora, me mantengo conectado a nivel profesional enviando correos electrónicos y preparando cosas. Y hasta hace poco, todos los preparativos también se referían al objetivo más importante del año, que habría sido Tokio. Por supuesto, ahora tengo que reconsiderar todo, pero tal como soy, no será difícil encontrar un nuevo objetivo que perseguir. Puedo concentrarme en diferentes proyectos y tengo muchos."

¿Pero uno de tus objetivos y proyectos ahora es Tokio 2021?

Zanardi: "Bueno, por supuesto, a mi edad desde el punto de vista deportivo, cada año es como el año de un perro, son como siete años. Si fue casi un milagro para mí tratar de ir a Tokio con cerca de 54 años, será aún más difícil hacerlo un año más tarde cuando llegue a cumplir 55 años. Pero, por supuesto, puedo decirte que con respecto a mis intenciones, estoy muy seguro. En cuanto a convertir mis intenciones en logros, el tiempo lo dirá, ya veremos."

Entonces volvamos a la situación actual: ¿es un desafío lidiar con el aislamiento?
Zanardi: “Tengo que decir que tengo total confianza en los científicos que están estudiando el problema y tenemos que creer en ellos; Tenemos que ayudar de la mejor manera posible, que ahora es quedarse en casa, tratando de evitar la propagación del virus. Porque ahora estamos aprendiendo que la cantidad de personas infectadas es probablemente diez veces mayor que la que estábamos pensando hace unos días. Esto se debe a que no hay pruebas para la población total. Y probablemente hay muchas personas infectadas sin saberlo porque no tienen ningún síntoma. Por supuesto, esto genera muchas preocupaciones y la única forma de evitar malas consecuencias es asegurándose de que todos se queden en casa para que el virus no se propague aún más. Por otro lado, en la mayoría de los casos, tenemos los recursos dentro de nuestro cuerpo para combatir el virus y ganar esta batalla como lo hacemos con otras infecciones virales. Así que tenemos que esperar, tenemos que confiar en las personas que en este momento están luchando contra la enfermedad desde la primera fila de la batalla y simplemente obedecer las reglas que cada gobierno está enviando a la población, es así de simple."

Has sido un luchador toda tu vida y especialmente después de tu accidente. Hoy en día eres una inspiración para muchas personas. De tu experiencia, ¿hay algo que quieras decirle a tus compatriotas italianos y al resto del mundo en estos tiempos difíciles?
Zanardi: “En primer lugar, tengo que decir que el hecho de haber tenido que enfrentar algunas situaciones difíciles en el transcurso de mi vida no significa que esté disfrutando este tipo de pelea (risas). Me gustaría evitar problemas. Pero seguro, cada vez que superas un problema en tu vida es una experiencia para la que tienes que desarrollar nuevas herramientas. Y una vez que la experiencia está detrás de ti, estas herramientas pueden permanecer en tu repertorio para superar otros problemas que inevitablemente tendrás que enfrentar durante el viaje de tu vida. Y puedo decir que las personas ya son diferentes, puedo decir que las personas están volviendo a descubrir el sentido de comunidad, el sentido de la amistad, el sentido de necesidad de los demás para completarse realmente. Porque no somos nada si no podemos expresar nuestras emociones. Por lo tanto, no depende tanto de personas como yo enviar un mensaje en particular, pero la verdadera esperanza es que las personas sean más talentosas a partir de ahora en busca de ese tipo de inspiración, escuchando, apoyándose en otros y permitiendo que otros los ayuden. Porque eso es lo que somos, y no somos nada sin esto. Así que este es el único aspecto positivo de lo que está sucediendo y tenemos que asegurarnos de que esta experiencia les enseñe a todos una buena lección y dejaremos todo esto con mejores instrumentos para avanzar en nuestra vida y vivir una vida mejor.”

¿Tu actitud positiva hacia la vida te ayuda en tiempos tan difíciles?

Zanardi: “Es difícil para mí decirlo porque, como dije al principio, sé que soy alguien que tiene el privilegio de tener una casa, tengo mi casa de madera en el jardín donde guardo todo mi equipo de entrenamiento, tengo una excelente y saludable familia que me rodea, estamos viendo muchas películas, tengo muchas cosas qué hacer. Entonces, la incomodidad que estoy experimentando en estos días es una muy, muy pequeña en comparación con lo que otras personas están experimentando. Pero al mismo tiempo, lo que puedo decirte es que el punto común con lo que está sucediendo en estos días desde un punto de vista personal y lo que me sucedió en otro período de mi vida es la capacidad de tener interés en los aspectos positivos que siempre puedes encontrar en todo. Y eso es lo que me llevó a convertir lo que me había pasado en una gran oportunidad. Cuando perdí las piernas, incluso antes de poder descubrir dónde buscar y qué encontrar, estaba muy seguro de que encontraría algo positivo en lo que sucedió. Y lo hice. Y con lo que hice en mi vida, creo que probé que ese concepto siempre es cierto. Así que ahora, debido a mis pequeñas miserias, puedo decirles que el aspecto positivo es el hecho de que el teléfono no está sonando mucho, no tengo que viajar, estos son días muy lentos. Y en la vida ocupada como la que normalmente vivo, estoy disfrutando de la fase tranquila por la que estoy pasando. Pero estoy seguro de que hay aspectos mucho mejores que, si tenemos la curiosidad suficiente, que podemos recopilar, que podemos conservar o utilizar como punto de partida para construir una vida mejor para todos. Lo importante en este momento es no entrar en pánico, no tomar decisiones anuladas sin la información correcta. Lo importante es actuar como una comunidad, es realmente seguir las instrucciones que estamos recibiendo y si el mayor inconveniente es que tenemos que quedarnos en casa por otro mes, otros dos meses, lo nombrarás, tenemos que aprender a hacer frente con eso. El sol saldrá tarde o temprano y habrá tiempo para hacer otras cosas.

Pero por ahora es importante que vencemos a este enemigo detrás de nosotros de la manera correcta.

Alejandro Konstantonis recomienda