Novedades

El Tartan Prancer debe ser el auto más ridículo después del HomeroMóvil

Nombrado como el “Honda de Albania” es una de las estrellas en la nueva película Vacaciones

El Tartan Prancer debe ser el auto más ridículo después del HomeroMóvil

Seguramente a los más jóvenes no les suene el título Vacaciones (National Lampoon's Vacation 1983) la delirante comedia donde Chevy Chase y su familia sufrían todo tipo de incidentes al intentar cruzar EE.UU. en auto, pero la franquicia acaba de volver a nuestros cines y una vez más el auto utilizado vuelve a ser totalmente ridículo.

Mientras en la película original utilizaban un exuberante familiar llamado Wagon Queen Family Truckster, en la nueva entrega el vehículo elegido es un Tartan Prancer. ¿Qué es eso? Nombrado como el Honda (Odissey) de Albania, es un invento creado para la película y se trata de uno de los vehículos más ridículos desde la existencia del HomeroMóvil.

Aparentemente basado en un viejo Toyota Previa, el Tartan Prancer despliega todo tipo de elementos de lujo y confort sin sentido, comenzando por los posavasos exteriores que se despliegan de las manijas de las puertas, que dicho sea de paso, aportan un toque de distinción ya que fueron tomadas de un Aston Martin. Además, tanto el frente como la parte trasera son iguales, con luces de Land Rover, una mini parrilla y retrovisores en las cuatro esquinas.

La lista de inutilidades sigue con tomas independientes para dos tanques de combustible, en lugar de colocar uno grande y un sistema supuestamente híbrido plug-in con una toma imposible de enchufar. Eso sí, el Tartan Prancer a duras penas llega a los 100 km/h y consume más que un V8 estadounidense viejo.

Los lujos no se acaban en el exterior, el Tartan Pracer ofrece todo tipo de sistemas en el interior, aunque muchos inentendibles o poco prácticos comenzando por un control remoto plagado de botones entre los que se incluye ¡una esvástica! (¿?) El tablero ofrece miles de botones, todos con logos inentendibles como un cohete, dos ceniceros metálicos en la parte superior, bebedero como el de las heladerías y radio para hablar con los camioneros.

Si toda esta descripción no te alcanza, te recomendamos ir a ver a la divertidísima Vacaciones y apreciarlo en acción. Además, al pie de la nota te dejamos una publicidad falsa donde se lucen todas las delirantes amenidades del Tartan Prancer.

 

 

 

Falsa publicidad del Tartan Prancer

Hernando Calaza recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos