Ram Promaster Rapid 2017, primer contacto
16/02/2017 Reportes de Manejo

Ram Promaster Rapid 2017, primer contacto

Esta pequeña van busca satisfacer las necesidades de las Pequeñas y Medianas Empresas

Hace unos días en Autocosmos te adelantamos el arribo de la nueva Ram Promaster Rapid 2017, una pequeña van de carga que tiene la mira puesta en satisfacer las necesidades de los pequeños y medianos empresarios. Pues bien, viajamos a Guanajuato para asistir a su lanzamiento oficial en México donde pudimos convivir durante algunos kilómetros con este pequeño vehículo de trabajo.

Pero antes y emulando al buen Alejandro Konstantonis, me gustaría comenzar este artículo con una pequeña introducción, con el fin de aclarar el origen de este modelo. Para empezar la nueva integrante de la familia Ram no es otra cosa que una versión “tropicalizada” de la Fiat Fiorino que se vende en Sudamérica, la cual, al estar basada en la base mecánica del Uno, no tiene nada que ver con el modelo homónimo que se vende en el mercado europeo.

 

Sensación de calidad y equipamiento

Ya entrados en ritmo, la Ram Pormaster Rapid no puede negar su parentesco con el urbano de Fiat, ya que prácticamente todo el frente está calcado a los primeros Uno que llegaron a México allá por 2013. Misma situación que se repite en el habitáculo donde casi todo permanece igual.

Y digo casi porque de manera casi contradictoria la firma parece haber aprendido de su experiencia con la Ram 700 y ahora sí se tomó su tiempo para tratar de ocultar en la mayor medida posible su origen al sustituir cualquier emblema, moldura o anagrama por el logotipo del carnero, mismo que se encuentra en la parrilla, las puertas traseras, al centro del volante y el cuadro de instrumentos.

Probablemente, el mayor punto débil de la Ram Pormaster Rapid se encuentra en su interior ya que los materiales utilizados, si bien se perciben durables no destacan por su calidad. En este aspecto la principal crítica reside en el plástico gris que enmarca el estéreo, ductos de ventilación y cuadro de instrumentos, el cual sinceramente luce corriente. 

En cuanto a ensamble hay una sensación extraña, ya que, si bien en algunos lugares es evidente que los ecastres podrían ser mejores, tampoco existe la presencia de ruidos parásitos, de esos que hacen presentes en caminos en malas condiciones o empedrados, mismos que son la constante en la majestuosa ciudad de Guanajuato.

Como curiosidad, la apertura de la guantera es demasiado baja, por lo que el copiloto tendrá que hacer unas cuantas maniobras propias de un contorsionista para poder acceder al puerto USB de su interior, mismo que de manera inexplicable sólo funge como lector de música y no sirve para cargar un teléfono celular. Más vale que el operador haga buen uso de la toma de corriente de 12 Volts, de lo contrario podría quedar incomunicado o sin navegador.

En contraparte, si se considera su orientación como una herramienta de trabajo vemos que en el apartado de equipamiento la pequeña Ram sale bastante bien librada, ya que con una etiqueta de $214,900 pesos se cuenta con dirección hidráulica, aire acondicionado, vidrios eléctricos, sistema de audio con radio, AM/FM /MP3 con dos bocinas, computadora de viaje, cierre de seguros centralizado, sensores de reversa, además de dos bolsas de aire y frenos con ABS. Un plus es la consola del techo la cual resulta especialmente útil para guardar lentes, guantes o radios. Esta dotación resulta más que suficiente para hacer más llevaderas las horas laborales de quien se ponga detrás de su volante.

 

Económica y versátil

Durante la presentación de la Ram Promaster Rapid 2017, tuvimos la oportunidad de ponernos en los zapatos del dueño de una hipotética "Jardinería Álamos", mismo que tenía que realizar entregas en diferentes puntos alrededor de Guanajuato y ciudades circundantes. Así fue como en el área de carga de 3.1 m3 cargamos algunos huacales con flores de distintos tamaños y presentaciones (por un momento pensé aprovecharme de la situación y enviarle unos arreglos a mi esposa, por aquello del 14 de febrero).

Sin embargo, la parte interesante vino cuando un montacargas nos ayudó a colocar unos costales de tierra preparada arriba de una tarima. En un principio, creímos que eso era imposible porque a simple vista la Ram luce más chica de lo que en realidad es, pero gracias a sus 1,285 mm de ancho y 1,880 mm de largo se realizó sin dificultad esta labor. También ayuda que las puertas tienen una apertura de 180 grados. Su principal crítica reside en la ausencia de una puerta lateral que, si ofrecen sus competidores, pero la firma lo justifica debido a sus reducidas dimensiones.

A ojo de buen cubero, mi compañero de ruta y yo calculamos que la Promaster Rapid tenía una carga próxima a los 400 kilogramos. Cifra que aún estaba lejos de su capacidad máxima de 650 kilos, esto sin incluir los 10 kg extra que se pueden trasladar sobre el toldo. Un dato a considerar es que Mopar dispondrá de tres diferentes kits de anaqueles y accesorios que se adapten a las necesidades de negocios como florerías, panaderías, y tintorerías. Nuevamente sale a relucir vocación emprendedora.

Contrario a lo que su nombre sugiere, la Ram Promaster Rapid es todo, menos rápida y es que bajo su cofre yace el conocido motor de cuatro cilindros de 1.4 litros con 84 hp y 90 lb-pie de torque que se acopla a una transmisión manual de cinco velocidades. Esta potencia resulta apenas suficiente para para mover los 1,116 kg de peso que anuncia la pequeña van de trabajo, pero, con los cuatro centenares de kilogramos extras su desempeño se ve ligeramente mermado, sobre todo en cuando a aceleraciones se refiere. Más vale calcular bien nuestro trayecto antes de entrar a vías de alta velocidad.

Pese a los kilos extra, tiene la fuerza necesaria para circular a 120 km/h con el motor desahogado y engranado en quinta velocidad, más que suficiente considerando su perfil laboral. A su favor compensa la relativa carencia de potencia con un consumo de 14.1 km/l (ciudad); 18.3 km/l (carretera) y 15.9 en el ciclo combinado, que de acuerdo a la marca la convierten en la van a gasolina líder en su segmento. Si se quiere una mayor eficiencia de combustible se debe voltear a ver a Peugeot Partner y sus motorizaciones a diésel.

La puesta a punto de su suspensión (McPherson adelante y Eje Rígido atrás) tiende a suave, filtrando eficientemente las irregularidades del camino. En cuanto a caminos sinuosos, se comporta decentemente, lo suficiente como para trasladar mercancía de una ciudad a otra sin ningún problema, siempre y cuando se maneje de forma prudente y dentro de los límites legales.  

 

Posicionamiento y rivales

Durante el año pasado el segmento de las vanes chicas reportó unas ventas en torno de las 7,635 unidades, una cantidad pequeña si se toma en cuenta que en 2016 se vendieron un millón 603 mil 672 automóviles. Aun así, FCA México confía en que la Ram Promaster Rapid 2017 se coloque entre el gusto del público al que va dirigido debido a que cuenta con aspectos positivos como su buena relación valor-precio, economía de combustible y facilidad de manejo, siendo la calidad interior y la falta de una puerta lateral sus principales debilidades.

En nuestro mercado, la diminuta Ram Promaster Rapid 2017 tiene que enfrentarse a rivales directos como Renault Kangoo, Peugeot Partner y Volkswagen Caddy. Esto sin mencionar a otras alternativas más accesibles como Toyota Avanza Cargo o Nissan March Cargo, aunque estos modelos en realidad si califican como adaptaciones para cargas ligeras y no cuentan con el mismo nivel de equipamiento. Sólo el tiempo dirá si la diminuta van de FCA de México (que por cierto se importa desde Brasil) tiene el éxito esperado. 

Antes de finalizar, me gustaría agregar que todos aquellos que preguntaron en redes sociales por la Ram Promaster City, algunos de nuestros contactos en FCA México aseguraron que es un vehículo que se encuentra en la agenda de la marca y que es muy probable su arribo a los escaparates nacionales en un futuro no muy lejano. Eso sí, en caso de concretarse su llegada sólo lo haría con motorizaciones a diésel.

 

 

Ram Promaster City 2017 contra sus rivales

Modelo

Precio de partida

Ram Promaster City

$214,900 pesos

Renault Kangoo

$225,600 pesos

Peugeot Partner

$247,400 pesos

Volkswagen Caddy

$262,500 pesos

Toyota Avanza Cargo

$203,700 pesos

Nissan March Cargo

$141,400 pesos

 

 

 

 

 

 

 

 

Galería Ram Promaster Rapid 2017

Ram Promaster Rapid 2017

1 de 16

¿Qué opinas? Cuéntanos